vd

VDEV Ad

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

vdevtequiere hablar

Efesios 6:4: “Y vosotros, padres, no provoquéis a ira a vuestros hijos, sino criadlos en disciplina y amonestación del Señor”.

El verdadero Diálogo involucra ESCUCHAR.

Si no hay alguien que escucha (un receptor), y que luego de haber escuchado responde verbalmente al mensaje que escuchó (emisor), entonces no hay Diálogo.

Hay personas que creen que en el hogar el rol de emisor es de una persona el padre y el rol de receptor es de la esposa y los hijos.

La importancia de escuchar.

 

Santiago 1:19: “Por esto, mis amados hermanos, todo hombre sea pronto para oír, tardo para hablar, tardo para airarse”.

En Proverbios se nos invita continuamente a escuchar. Por ejemplo, en Proverbios: 4:1 leemos: “Oíd, hijos, la enseñanza de un padre, Y estad atentos, para que conozcáis cordura”.

Los Profetas en el Antiguo Testamento entendieron muy bien esto, cuando se menciona en varias oportunidades la frase: “Habla Señor que tu siervo escucha”.

¿Qué mas se invierte? TIEMPO

Tiempo para dialogar y tener compañerismo.

Dialogar es una necesidad que manifiesta el niño desde que comienza a pronunciar palabras. Comienza a preguntar por ¿que? Y para ¿para que? Porque esta en una etapa de aprendizaje. Estas son preguntas muy básicas luego se transformarán en preguntas complejas.

No importa que no tengamos todas las respuestas, pero si que tengamos la mejor disposición.

No le damos una falsa respuesta para salir del paso. pues al crecer descubrirán que usted le ha mentido.

¿Que sucede cuando usted no dialoga con sus hijos?

  • Se sienten rechazados.
  • Que lo que dicen no es importante
  • Que ellos no son importantes
  • Comienzan a cerrarse al dialogo, levantan muros.
  • Buscan el dialogo con otros que si lo van a escuchar
  • Adoptan conductas anormales:
  • Se aíslan.
  • Su autoestima es afectada y se tornan agresivos.
  • Se vuelven tímidos, poco expresivos.
  • Esperan de los maestros el mismo trato que le brindan los padres.
  • Comienzan a fallar como estudiantes.
  • Se convierten en consumidores compulsivos de la internet, video games y redes sociales, que terminan siendo peligrosas válvulas de escape a esa falta de diálogo.

¿Que debo hacer?

Entender y aceptar que usted es responsable por generar, motivar y mantener el dialogo con sus hijos. Y que de no hacerlo, está abandonando una responsabilidad dada por Dios.

Erradicar el mal hábito de dar excusas.

Planificar dentro de su agenda semanal tiempo especial para estar con sus hijos.

Ayudarlos en sus proyectos y tareas escolares.

Descubrir sus áreas de interés y ayudarlos a desarrollarlas. Por ejemplo: la música, ciencia, arte, mecánica, el deporte.

Practicar algún deporte juntos u otro tipo de juegos de mesa como el ajedrez, jenga, cartas, etc.

El diálogo nos permite:

Construir una amistad que genera confianza para enseñar sobre la vida

Darles un buen ejemplo, pues los niños aprenden mas observando que escuchando, así que es mejor un buen ejemplo, que un sermón.

“Papa te estoy siguiendo a ti”.

Si quieres ver la enseñanza completa visita: https://www.youtube.com/watch?v=N6I-dC-a7EI

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar