vd

VDEV Ad

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

problema solucion 

Todos deseamos una vida libre de problemas, de situaciones difíciles, de luchas y de tribulaciones... Pero la realidad es que la vida no es así, aún aquellos que pensamos que no debieran tener problemas en la vida, enfrentan serios y graves problemas.

Y es que nadie nos garantiza una vida libre de problemas al momento de nacer... El único que puede hacerlo es Dios, y Él no lo hace, todo lo contrario, a su discípulos les dijo: “En el mundo tendréis aflicción; pero confiad, yo he vencido al mundo” (Juan 16:33)

De manera que si usted puso su vida en las manos de Dios, pensando que Él le daría una vida libre de problemas, pues con mucha pena le digo que esta EQUIVOCADO... A muchos ese es el mensaje que se les ha predicado y a ese es el mensaje que han respondido, un mensaje basado en una falsa premisa...

 

Entonces, se preguntarán muchos, ¿De qué vale creer en Dios y entregarnos a Él? De mucho, apreciado (a) amigo(a). De mucho...

Porque una cosa es enfrentar los problemas solos y con nuestras habilidades y recursos, y otra cosa es enfrentar los problemas con Dios a mi lado, y todos sus recursos a mi disposición. Pasar por el fuego solo, o pasar con Cristo a tu lado.

En Isaias 41:10 nos recuerda: “No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia”.

Pero confiad yo he vencido al mundo...

Dios no solo nos da palabras de aliento, Él nos ofrece los recursos que necesitamos y nos capacita para que usemos ESOS recursos en favor nuestro y de nuestro prójimo también.

Los problemas comienzan a solucionarse cuando tomamos la actitud correcta frente a ellos:

1. No es el fin del mundo, hay esperanza. Una actitud de queja, de auto-compadecimiento, “Pobre de mi”, ¿Por qué a mi?, por que Dios permite que me pase esto si yo soy su hijo (a), NO nos ayuda para nada. Todo lo contrario nos puede conducir a un abismo.

2. Si es un problema, entonces tiene solucion.

3. Oportunidad para conocer a Dios y experimentar su amor.

Recordemos que fue en su huida de Egipto y su travesía por el desierto que el pueblo de Israel vino a conocer el poder y el amor de Dios. En Exodo 13:21 vemos: “Y Jehová iba delante de ellos de día en una columna de nube para guiarlos por el camino, y de noche en una columna de fuego para alumbrarles, a fin de que anduviesen de día y de noche”.

Dios los protegió de las inclemencias y peligros del desierto, y los sustentó con comida y agua.

4. Oportunidad para conocernos a nosotros mismos y descubrir lo que podemos hacer con la ayuda de Dios, usando las capacidades y habilidades que Él nos ha dado.

5. Una oportunidad para apender y para que nuestro caracter sea formado en medio del problema.

6. Una oportunidad para descubrir y usar los recursos que Dios pone a nuestra disposición. Por ejemplo, David enfrentó a su Goliat, Dios le dio la habilidad a David para ser un gran guerrero y luchador. El mató leones y animles salvajes. David usó los recursos que Dios le había dado: una honda y las piedras que recogió del camino. Dios no peleó, David peleó. Pero el favor de Dios estaba sobre David, y no sobre Goliat, porque David confiaba en Dios.

En Efesios 6: 13, 16-17 leemos: “Por tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en el día malo, y habiendo acabado todo, estar firmes (...) Sobre todo, tomad el escudo de la fe, con que podáis apagar todos los dardos de fuego del maligno.y la espada del espíritu, que es la palabra de Dios”.

Otro recurso es La Palabra de Dios: Jesús usó la palabra cuando enfrento al maligno en el desierto: escrito está, y el diablo se fue porque no pudo con Él ... y vinieron ángeles y le sirvieron...

Dios nos da tambien al Espíritu Santo: No nos ha dado espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio.

El Espíritu Santo nos guiará a toda verdad. En Juan 16:13 leemos: “Pero cuando venga el espíritu de verdad, él os guiará a toda la verdad; porque no hablará por su propia cuenta, sino que hablará todo lo que oyere, y os hará saber las cosas que habrán de venir”.

Además, el Espíritu Santo nos enseñará todas las cosas. Juan 14:26: “Mas el consolador, el espíritu santo, a quien el padre enviará en mi nombre, él os enseñará todas las cosas, y os recordará todo lo que yo os he dicho.”

Hay ciertas peleas que Él va a pelear por nosotros, porque Él sabe que nosotros no podemos. Un ejemplo claro de ésto está en: Exodo 14: 13 – 14: “Y Moisés dijo al pueblo: no temáis; estad firmes, y ved la salvación que jehová hará hoy con vosotros; porque los egipcios que hoy habéis visto, nunca más para siempre los veréis. Jehová peleará por vosotros, y vosotros estaréis tranquilos”.

También Deuteronomio 3:22 señala: “No los temáis; porque jehová vuestro Dios, él es el que pelea por vosotros”.

Si quieres ver la enseñanza completa visita: https://youtu.be/G0Bou4Mo12A

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar